martes, octubre 04, 2011

CUENTOS GANADORES CONVOCATORIA MES DE JULIO

CUENTOS NACIONALES E INTERNACIONALES

A continuación podrás leer nuestros Cuentos ganadores de la convocatoria que realizamos durante este mes de Junio, queremos agradecer al resto de participantes por su iniciativa al enviar sus propuestas. Nuestros puntos a seguir en esta convocatoria fueron los siguientes:

Frase Inicial: Y miraba complacido como se quemaba


Género: CUENTO

Temática: Misoginia y Libre

Propuesto por: Carlos Enrique Mejía y Miguel Martínez Ponce


CUENTO NACIONAL

I USED TO LOVE HER

(POR: CARLOS ALBERTO MENDEZ - CALI - COLOMBIA)


Despertaste del letargo de la última línea de cocaína que aspiraste con deseo; luego serviste tres copas de tequila, mi cerveza se entibiaba mientras veía como lamías la sal de mi locura en aquel plato azul marquesa que hacia juego con las pinceladas que adornaban el cielo aquella noche. Miraste con odio mi intento fallido de tocar la pulcra piel de aquella chica que me gustó desde que le vi llegar a nuestro hogar, sin embargo, logré arrancarle un sonrisa que bastó lo suficiente para enardecer tu furia; disimulaste muy bien tu escapada al balcón con aquel tipo de facciones duras, de piel tan blanca, de frías maneras, y sospeché que le habías besado mientras yo tomaba a sorbos lentos mi insoportable bebida, cuya temperatura iba creciendo a medida que mis manos describían acciones imaginarias para desvanecerte de mi vista con resultados improbables.
Dejé entonces en silencio nuestro espacio, apagando las luces encontré tu mano hurgando mi intimidad, con esa hambre que no soporta tus venas, con la libido exacerbada por el coctel siniestro de drogas que acababas de tomar. Reprimí una arcada de asco, ya te odiaba desde el momento en el que me besaste, transversalmente atravesada de licor, con tu aliento amargo quemaste los bordes de mi alma de pergamino, y escribiste sin querer tu fin; sin saberlo, estaba a punto de hacerte capturar la última gota de este aire sagrado que ahora me pertenece, porque como un ciego a su horadado bastón me sostuve de tu cuello, simulando una caída al infierno que no fue tal, destrozándote la garganta bajo mis palmas se hizo una justicia íntima, un dulce dolor que ahora disfruto bajo el cielo malva de la madrugada.
Ahora enciendo un cigarrillo sentado encima de donde cavé tu última morada. Y escucho tus gritos a tres metros de profundidad, primero maldiciéndome, luego rogándome que te deje salir... en algún momento, como una certeza, te silenciarás.



CUENTO INTERNACIONAL

PLACER INASIBLE

(POR: JOSÉ ESCOBAR - ECUADOR)

Los clientes tomaban whiskies on the rocks con la postura apropiada de los viajeros a tierras de ninfas. Había mujeres con máscaras Florentinas, esculpían sus rostros con una fragancia críptica; y los hombres, desajustando sus corbatas, se deslizaban hasta llegar a lamer el perfume silencioso de esas criaturas que excretaban sexo.

La consigna del lugar era no tocar. Ellas podían hacer terminar a un hombre con los movimientos lúbricos, vulgares y prefabricados; pero ellos, a una distancia adecuada, solo estaban destinados a sentir el flujo de la excitación.

Alejandro subió una escalera de madera. El olor Colonial de esa casa céntrica lo fatigó. Él siguió silenciosamente a Mesalina, miraba sus caderas contonearse con el garbo de Louise Brooks. Esa noche sería la adecuada para dejar sobre las sensaciones inalcanzables, su apetito laxo. Había visitado al lugar por más de tres meses, y desde la primera vez se había encantado con Mesalina.

Ella abrió una puerta y lo dejó pasar primero. Él se sentó en una especie de mecedora. El cuarto con piso flotante tenía arrugas en su arquitectura. La antigüedad lo frustraba. La mezcla de lo arcano con el cuerpo tibio de una mujer incógnita, era la amalgama del negocio.

Ella comenzó sacándose la blusa que parecía aletear frente a su cuerpo, así de lúdica era Mesalina. Un torrente sanguíneo traspasó las ansias de Alejandro. Así de excitado estaba. Había un cigarrillo en alguna parte, derramando su humo tísico, como si perforara a la tentación del que ve y no posee. Los senos pálidos de Mesalina se perdieron entre las sombras. Él intentó moverse para encontrar sus pezones, pero en el intento ella lo detuvo negando con su dedo índice, y él, se mantuvo estático en la mecedora. Continuó con la falda. El sonido del cierre pareció navegar hasta la bragueta de Joaquín y éste sacó al pene erecto, mientras la mujer sostuvo una ternura rancia que se desbordaba de su ingle. Continuó con su interior, se lo sacó en la afonía más obtusa que un hombre pueda soportar. Él intentó masturbarse, pero se le hizo imposible y algo repudiable. Su ansiedad no era solo por tener a la mujer, sino por aniquilar su sed con la ausencia de la proximidad.

Mesalina movió sus caderas y con su mano jugó cerca de su pubis. Prendió una lamparita que colgaba de la pared, y así apareció repentinamente ante su luz amarilla. Ella se dio la vuelta y se agachó totalmente enseñando sus nalgas. Él se sintió en una isla desértica. Su obsesión no fue erradicada ni con siete Martinis. Dócilmente se levantó con su miembro al aire y se acercó lo suficiente como para ser un ave de rapiña, encima de la isla. Ella se dejó penetrar, aceptando la tensión que había existido entre los dos. Los vaivenes anárquicos fueron desmenuzados con respiraciones inquietantes. Ella gimió procurando fingir, y él eyaculó fingiendo satisfacción.

Al separarse ella se irguió y se sacó su máscara. Él, por supuesto, apagó la lamparita y dejó que las sombras la consuman.


OPINIÓN Y ANÁLISIS DE CADA UNA DE LAS POESÍA POR CARLOS ENRIQUE MEJÍA (JURADO COLOMBIANO)


POESÍAS NACIONALES


I USED TO LOVE HER

(POR: CARLOS ALBERTO MENDEZ - CALI - COLOMBIA)

Cali - Colombia

PRIMER LUGAR


OPINIÓN: Es una narración de prosa potente, desborda confianza en su expresividad, en su ritmo preciso y sugestivo al interior del dialogo intimista proyectado hacia el personaje con quien habla el narrador. Desde su título, el cuento de Carlos Alberto Méndez trasporta sutilmente al…BUT I HAD TO KILL HER. Los sentimientos y secuencias descritas sobre el manejo de las relaciones humanas, el amor y las correrías nocturnas plagadas de escenas delirantes y a la vez tan naturales o conocidas en el ambiente de los personajes involucrados, es de una efectividad atrayente para el lector, conduce a un final de igual naturalidad acorde con las sensaciones del tema propuesto.

SAMURAI

Autor: Francisco Merino

Cali - Colombia

SEGUNDO LUGAR

OPINIÓN: Narración sin rodeos en su estilo, con descripciones precisas (con alguno que otro descuido respecto a las pausas), pero con sorpresas y humor en su construcción de personajes y situaciones. El cuento de Francisco Merino maneja una sencillez atrayente, un entretenimiento o gracia narrativa bastante curiosa.


POESÍAS INTERNACIONALES


PLACER INASIBLE

Autor: José Escobar

Ecuador

PRIMER LUGAR

OPINIÓN: Narración de frases contundentes, muy buena presentación de contexto y de personajes, el manejo sugestivo de la prosa es impactante, invita al lector a degustar de la situación. El cuento de José Escobar realiza un manejo del ambiente como exploración existencial del erotismo o sensaciones humanas implicadas al acto de aquellos que “llegan a lamer el perfume silencioso de esas criaturas que excretaban sexo”.

Nota: en el párrafo quinto hay confusión al utilizar el nombre Joaquín, revisar ese párrafo y dejar claro a quien se refiere.

Felicitaciones a los participantes y

agradecemos a todos enormemente por su participación en esta convocatoria.


Un abrazo para todos.

ESCRITORES DE CALI

Comunidad Literaria Colombiana



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada